miércoles, 19 de diciembre de 2007

Borges, aprendiendo en siete noches...




viejo post
APRENDIENDO




En el transcurso del verano pasado, antes de irme de vacaciones me compre el libro “siete noches” donde Jorge Luís Borges, en una serie de siete conferencias dadas en el teatro Coliseo, de Buenos Aires, en los meses de junio, julio y agosto de 1977.
Donde abordaba los siguientes temas: La divina comedia, la pesadilla, Las mil y una noches, el budismo, la poesía, la cábala y la ceguera.

En la primera noche hablo de La divina comedia ahi describe como llego al libro, su forma de leerlo, sobre las distintas interpretaciones que existen de lo escrito por Dante.
Borges poseía tres pequeños tomos escritos en italiano e ingles cada uno de esos tomos contenía una parte 1º El infierno, 2º El purgatorio, 3º El paraíso, aqui tome el audio del quinto canto, donde él ingresa con Virgilio al infierno, para luego describir los nueve círculos en los que son sometidos a castigo los condenados, según la gravedad de los pecados cometidos en vida, en el segundo circulo se encuentran con Paolo y Francesca amantes adúlteros que fueron descubiertos al leer el libro de Lanzarote





En este segundo audio habla sobre el enamoramiento de Paolo y Francesca








Después de escuchar estos audios, les hago la misma pregunta ¿como descubrieron que estaban enamorados?

domingo, 11 de noviembre de 2007

Estrella Alba







"hay tanta soledad en ese oro. la luna de las noches no es la luna que vio el primer adán. los largos siglos de la vigilia humana la han colmado de antiguo llanto. mírala. es tu espejo."
Jorge Luis Borges


Comienza a oscurecer, es la hora en que el día agoniza, mientras la noche llora melancolía de estrellas, a través de la ventana alcanzo a descubrir que el clavo de ese cuadro se encuentra en el disco de acreción.

Muchas veces pienso que lo pasado fue mejor, al menos cuando escucho un disco. Apago la luz, mientras desde el long play Spineta comienza a cantar

“El vino entibia sueños al jadear, desde su boca de verdeado dulzor. Y entre los libros de la buena memoria…”

Hoy necesito recordarla, tengo que escuchar ese tema para que vuelvan a mi todas sus imágenes, aquellos diálogos que teníamos cuando ella tenia veinticuatro años y yo trece, muchas veces sospeche que no era un ser humano normal su sonrisa era la de un ángel. Gira el disco del flaco, mientras los reflejos de luz pegan en el vinilo, la púa arrastra el sonido de impurezas, es que cada uno de los surcos posee una historia, pero es indudable que todas son parte de nuestra vida.

“Se queda oyendo como un ciego frente al mar. Mi voz le llegará, mi boca también…”

Pero en este tema de Spinetta la púa se clava hasta hacer que mi alma sangre de dolor en cada letra, la palabra que dibuja, el silencio abismal provoca el recuerdo de su imagen, es ella, Alba cantando con sus ojos cerrados, son sus cabellos que simulan rayos, mueve su cabeza y amanece.

En el vaso su compañero fiel, el que destila brillos dorados y le hace compañía en un devenir de días y más días incomprensibles, lacónicos, letárgica sucesión de dolores acompasados, un corazón abierto para desangrarse…

Necesidad de ese fuego endiosado, dejarse quemar por un amor que quiso beberse de un sorbo y le mató el alma.

Siento un dúo celestial es ella y el flaco, ¿porque su voz esta ahí? No es que el tiempo todo lo borra?

“Que sombra extraña te oculto de mi guiño…”

Quizás fue el dolor, de un pasado que no fue, gira el disco, el tiempo también y la montaña no se mueve, no la puedo saltar, es difícil el olvido de la persona cuando se mira al espejo.

“Pues yo te escribiré, yo te haré llorar, mi boca besará toda la ternura de tu acuario, mas si la luna enrojeciera en sed o las impalas recorrieran tu estante, no volverías a triunfar en tu alma”

Y cuando al despertar observe en el reloj de arena caer la última lágrima, no habrá tiempo de olvido, estaré solo como aquel anciano que fui, parado en el umbral, esperando tu regreso.

“Esta botella se ha vaciado también. Que ni los sueños se cobijan del rumor Licor no vuelvas ya Deja de reír…”










El vino entibia sueños al jadear
Desde su boca de verdeado dulzor
Y entre los libros de la buena memoria
Se queda oyendo como un ciego frente al mar.

Mi voz le llegará
Mi boca también
Tal vez le confiare
Que eras el vestigio del futuro.

Rojas y verdes luces del amor
Prestidigitan bajo un halo de rush
Que sombra extraña te oculto de mi guiño
Que nunca oíste la hojarasca crepitar?

Pues yo te escribiré
Yo te haré llorar
Mi boca besará
Toda la ternura de tu acuario.

Mas si la luna enrojeciera en sed
O las impalas recorrieran tu estante
No volverías a triunfar en tu alma?
Yo se que harías largos viajes por llegar.

Parado estoy aquí
Esperándote
Todo se oscureció
Ya no se si el mar descansará...

Habrá crecido un tallo en el nogal
La luz habrá tiznado gente sin fe
Esta botella se ha vaciado también.
Que ni los sueños se cobijan del rumor.

Licor no vuelvas ya
Deja de reír
No es necesario más
Ya se ven los tigres en la lluvia






martes, 23 de octubre de 2007

Pasado, pasado










Muchas veces uno quisiera que el pasado fuese presente, como si el tiempo se convirtiese en una hamaca que nos lleva hacia lo mas alto, nos devuelve vertiginosamente atrás, para luego quedarse detenida abruptamente, y así pensar que determinadas circunstancias le ocurrieron a otra persona, o bien creer que todo fue un sueño difícil de olvidar.


Tomó una de las manijas, sus ojos reventaban de dolor, no quería llorar pero estaba por perder su partida, apretaba sus labios para aguantar, sus fuerzas estaban a punto de ser doblegadas por una lagrima suicida, parada en el filo del precipicio, allí donde comienzan las pestañas, pero pese a su esfuerzo sabia que en cualquier momento esta caería, porque era tan pesada como suelen ser los recuerdos en algunas personas.

Solo faltaban cien metros para depositar el cajón, por su cabeza comenzaron a proyectarse en forma secuencial imágenes de aquellas tardes lluviosas cuando tenía nueve años y se escapaba del colegio para meterse en el cine, imaginarse a los actores escondidos detrás de la pantalla que en cualquier momento aparecerían. Salir del cine y verla allí, ella que todo intuía, lo esperaba en la salida.

O aquella vez que juntos y desolados hicieron el mismo recorrido que hoy, cuando llevaron a su padre, aquel día que el mundo se detuvo, para comprender recién ahora que el mundo se detiene tantas veces…pero el tiempo no lo acata y todo sigue girando.

Tardes de mate cocido caliente, de miradas sin palabras, de tantas cosas que por no decirse ya se han dado por dichas…

Aquellas preguntas cuyas repuestas ya no serán, como aquel papel que se nos cae desde lo alto de un puente y tratamos de tomarlo desesperadamente con los ojos, así se marchaba ella.

Sus pies avanzaban lentamente, no tomó el cajón encabezando la marcha, él pretendía lo mismo que su alma, tirar para atrás, endureció más sus ojos, no quería darse por vencido, esa puta lágrima no podía ser más fuerte que él.

Finalmente el pozo se abrió para sus ojos, el cajón se hundía en ella o ella se hundía en él, la lágrima finalmente cayó, y chocó la majestuosidad de la tristeza contra la oscura madera, imperturbable.

Como era de prever se llevo una parte de él.






Esta claro que yo
un día de estos sea
una muda tierrita
un poco de basura
que no sea
pero como aceptar
que ellos mios
que su polvo de ellos
no la vez
que no la toque con un dedo suave
la roce con la punta de la lengua
que no sepa
no sepa


IDEA VILARIÑO






Foto del niño (Garrote)

martes, 9 de octubre de 2007

Maria de harina y chicharron



PARA MAR Y OLGA G TODOS LOS MOMENTOS SON CIRCULARES, SOLO TIENE QUE GIRAR LA RUEDA.


"La vida es bella, ya verás
como a pesar de los pesares
tendrás amigos, tendrás amor."




La harina que amasaba sus manos o las manos que amasaban la harina, todo se mezclaba en aquellas imágenes de mi niñez, tardes de lluvia gris, olor a la tierra mojada, sol y torta frita.
“Vieja Maria nunca serás mía” yo le decía. Mientras ella me respondía “Negrito come tortilla para dormir” carente de toda rima, pero con amor de abuela.
Petisa “la Maria” en sus piernas dobladas se reflejaba el peso de los años, con el labio partido de amor, corazón de chicharrón.
Muchos años de después, la noche anterior a su partida, hablé con ella como lo hacíamos siempre, hasta que las lenguas empezaban a decir cosas sin sentido y el sueño nos vencía.
Fue la noche soñada Maria, toda su alma era mía, me contó de su infancia en el campo, de su padre cuando le cantaba serenatas, las noches que la luna llena iluminaba los cruces de camino donde las almas de los muertos salían a bailar.
Esa noche me pregunto si alguna vez iba a tener un hijo, hacía años lo añoraba y mi ansiedad parecía alejarlo.
Recuerdo que al salir de la clínica mi reloj marcaba las dos de la mañana, en ese momento un rayo atravesó todo el cielo, lo extraño es que no había nubes apresuré mi paso, veo un taxi le hago señas, se acerca y me subo, cuando el chofer me pregunta hacia donde me dirijo, suena su celular.

- No me digas!!! Que fue, nena o varón? pregunta y se queda expectante pero con una sonrisa que lo delataba..
- Una chancleta!!! Y que nombre le pusieron?
- Maria, Como mi vieja!!! Que grande. Las lágrimas le ganaron a la emoción.
- Disculpe jefe, primero felicíteme soy abuelo, la primera nieta, para donde lo llevo? De ahí me voy a conocer a Maria.

Cuando me deja en la puerta de casa lo felicito y me pregunto si los ojos de mi Maria habrán brillado de ese modo al enterarse de mi llegada al mundo, ¿tendrá en su mente guardada la instantánea del momento que me vio por primera vez?
Siempre que entro a casa lo primero que hago es encender el equipo de música, puse el cd de Manuel Ochoa, como toca, que sensibilidad tiene ese pibe!!
Lo escucho, me relaja. Me siento en el sillón, apago las luces, trato de recordar cada palabra, repasando cada gesto de nuestra conversación, las manos de María van dibujando en el aire los recuerdos, y yo que no podía parar de mirarla, sin comprender porque todo esto en algún momento tendría que concluir, como una película que uno sabe como termina pero que hace fuerza con toda su alma para que su final sea otro, cada golpe en la tecla del piano lastima a melancolía pura, el contrabajo golpea en lo mas profundo de mi , purificándome, mientras que la batería con su escobilla barre mi alma.
Siento un golpe interior al escuchar el teléfono, atiendo del otro lado dicen que Maria partió a las dos de la mañana….
Y recuerdo el viaje con el taxista, la llamada para anunciar la vida, tanta tristeza parece equilibrarse, todo junto, llegada y partida, a veces los espacios no quedan vacíos.
La música me mece, me acuna.
Me convierto en niño y hombre a la vez., mientras surgen las últimas palabras de ella

- No pienses que me voy para siempre, mi alma estará acá, al lado tuyo, no quiero llantos, en mi pueblo dicen que quien se va primero prepara la mesa para los demás esperando la gran fiesta. Y cuando te enteres de mi partida, pide un deseo…
Cuatro meses después, cerrar los ojos y la noticia de que voy a ser padre. Vuelvo a ser hombre y niño. Mas niño que hombre y me aferro a creer que las almas juegan con los barriletes y a veces, solo a veces no se enganchan en los árboles, sino en los corazones y dan vida a niños.
"La vida es bella, ya verás…"






PALABRAS PARA JULIA

Tú no puedes volver atrás
porque la vida ya te empuja
como un aullido interminable.
Hija mía, es mejor vivir
con la alegría de los hombres,
que llorar ante el muro ciego.
Te sentirás acorralada,
te sentirás perdida o sola,
tal vez querrás no haber nacido.
Yo sé muy bien que te dirán
que la vida no tiene objeto,
que es un asunto desgraciado.
Entonces siempre acuérdate
de lo que un día yo escribí
pensando en ti como ahora pienso.
Un hombre sólo, una mujer
así, tomados de uno en uno,
son como polvo, no son nada.
Pero yo cuando te hablo a ti,
cuando te escribo estas palabras,
pienso también en otros hombres.
Tu destino está en los demás,
tu futuro es tu propia vida,
tu dignidad es la de todos.
Otros esperan que resistas,
que les ayude tu alegría,
tu canción entre sus canciones.
Entonces siempre acuérdate
de lo que un día yo escribí
pensando en ti como ahora pienso.
Nunca te entregues ni te apartes
junto al camino, nunca digas
no puedo más y aquí me quedo.
La vida es bella, tú verás
como a pesar de los pesares,
tendrás amor, tendrás amigos.
Por lo demás no hay elección
y este mundo tal como es
será todo tu patrimonio.
Perdóname, no sé decirte
nada más, pero tú comprende
que yo aún estoy en el camino.
Y siempre, siempre, acuérdate
de lo que un día yo escribí
pensando en ti como ahora pienso.


Paco ibañez / Goitizolo

miércoles, 26 de septiembre de 2007

De barro






“Un pintor nos prometió un cuadro.
Ahora en New England, sé que ha muerto. Sentí, como otras veces, la tristeza de comprender que somos como un sueño.”

Jorge Luis Borges





Para Anibal, en el lugar donde se encuentre





- Escúchame hacemos el asado mañana?
- Mañana?!!!
- Claro, tenés algo que hacer?
- No, no dale, compras vos o yo?
- Quédate tranquilo compro y después arreglamos

Todos los asados con Daniel, son así de un día para otro, bueno en realidad somos seis los que nos reunimos cada quince días, pero él y quien les escribe somos los organizadores.
Nos sentamos a comer a las ocho o nueve de la noche, hasta casi las tres del otro dia, donde comienzan los mates, hablamos pavadas, cosas simplísimas y triviales que me dejan acercarme a la felicidad .Yo le llamo sabados de terapia, me rió tanto que después me duele la mandíbula, así de ese modo termino relajado para toda la semana.
Pero este sabado va a tener una particularidad, vamos a realizar la despedida postergada de Aníbal.
Con él tenía una relación muy particular, era patrimonio suyo un humor grotesco que a mi me fascinaba.
Gran tipo Aníbal, un tipazo.
Aún lo siento reírse, decir tonteras y volver a reírse como un trueno .Feliz
Murió hace diez días.
Me acuerdo de sus palabras…

- Che! Nada de lágrimas no sean maricones ¡ ustedes hagan un asado, eso si me ponen un disquito de “la Varela”, después descorchen un buen tinto, sirvan un vaso de más y brinden conmigo, pero les puedo pedir un favor?
- Si, dijimos casi al unísono.
- Brinden en copas de champán, después cada vez que se reúnan brinden conmigo, Ese sí que es un regio sueño, brindar todos los días con champaña!

Seis copas de champaña, todas llenas, mas allá la garganta de “la Varela” que pide un trago, la luna se desparrama sobre la mesa, esta noche el cielo esta lleno de lagrimas, si Aníbal hasta el cielo es maricon y olvídate que no llore la puta que te parió.


De barro


Estoy mirando mi vida
en el cristal de un charquito
y pasan mientras medito
las horas perdidas,
los sueños marchitos.
Y están tus ojos queridos
en el espejo de barro,
fantasmas de mi cigarro,
reproche y olvido,
consuelo y perdón.

Vuelven tus ojos lejanos
con el llanto de aquel día...
pensar que puse en tus manos
una culpa que era mía,
pensar que no te llamé
y me alegré
mientras estabas penando,
pensar que no te seguí
y me reí
cuando te fuiste llorando...
Y hoy que no vale mi vida
ni este pucho de cigarro
recién sé que son de barro
el desprecio y el rencor.

Así, midiendo tu pena,
noches y noches consumo,
buscando ver en el humo
del pucho que fumo
tu imagen serena.
Y al encontrarte perdida
entre cigarro y cigarro
sé que fue todo de barro,
de barro mi vida,
de barro mi amor.

Homero Manzi


jueves, 20 de septiembre de 2007

El Angel, Edgar Bailey -

El 14 de julio de 1977 en San Miguel de Tucumán: El entonces presidente de facto Jorge Rafael Videla iba de visita a dicha provincia, en ese momento el general Antonio Domingo Bussi, que fue gobernador de Tucumán entre diciembre de 1975 y diciembre de 1977, durante la madrugada hizo cargar en camiones municipales a todos los cirujas y perros abandonados de la ciudad arrojandolos fuera de la ciudad en dos lugares, los montes de Tafí del Valle (tucuman) y en la provincia de catamarca, muchos de estos cirujas murieron de hambre y frio, en esta especie de "limpieza" realiza por Bussi, para que Videla quedara satisfecho por el orden y el progreso de la provincia. La historia está contada en el film La Redada, de Rolando Pardo, con música del Cuchi Leguizamón, En un pasaje de la película, Lito Nebbia recita el poema "El Angel" de Edgar Bailey.


El angel


Vuelo mucho con mis propias alas
muy alto por el cielo
y también ando y mucho por la tierra.

Me maravilla la capacidad de los hombres para el amor;
su coraje, su imaginacion
y así tambien la capacidad de algunos para sufrir con humildad su miseria
y hasta su locura y su muerte.

Pero me siento desolado ante el desborde del poder,
la extraviada soberbia y el horror,
la necedad y el desprecio que pretenden imponer.

Antes de irme, se me ocurre preguntar al cielo y la tierra
¿que hacer?
¿Que puedo hacer yo con mis pobres alas y mi bicicleta?

Todo esta consumado,
pero algo habra que hacer.
Algo se esta haciendo ya.
Hay luces en el cielo y en la tierra,
y dire algo más casi con miedo:
Me parece oir la carcajada de Dios...


Edgar Bailey

jueves, 13 de septiembre de 2007

No habra penas, ni olvido, Mar.


Hay emociones que son difíciles de transmitir, pero es la primera vez que siento que mi alma transmigra en otro ser, ¿como es posible esto? Hace dos días recibí un mensaje que provoco una alegría especial en mi, un mensaje que cuando lo abrí hizo que pensara que esa botella arrojada al mar no había sido en vano, porque no era posible que Internet fuera solamente un instante, un segundo, un minuto, una vida perdida en el espacio.

No era posible que su velocidad lo transformara en fugaz.

Como dice un amigo la naturaleza retoma su cause, el hombre podrá intervenir pero la naturaleza es sabia y todo vuelve a lo que era en un principio, así es como detrás del viento sur viene la lluvia, después de una tormenta sale el sol y el Mar recupera las costas que el hombre le quito.

Si!! Mar esta de retornando, despacio, muchas cosas sucedieron…y por mas que ella, cuando le pedí permiso para publicar su mail, diga: “Pero vos decime, yo merezco semejante cuestión????”

No se, se que inefabilidad es la palabra elegida, se que la galería y palabra de autor no merecen estar fuera de Internet.




Cuando pierda todas las partidas
cuando duerma con la soledad
cuando se me cierren las salidas
y la noche no me deje en paz.

Cuando tenga miedo del silencio
cuando cueste mantenerse en pie
cuando se rebelen los recuerdos
y me pongan contra la pared.

Resistiré para seguir viviendo
me volveré de hierro
para endurecer la piel
y aunque los vientos de la vida soplen fuerte
como el junco que se dobla
pero siempre sigue en pie.

Resistiré para seguir viviendo
soportaré
los golpes y jamás me rendiré
y aunque los sueños se me rompan en pedazos
resistiré, resistiré.

Cuando el mundo pierda toda magia
cuando mi enemigo sea yo
cuando me apuñale la nostalgia
y no reconozca ni mi voz.

Cuando me amenace la locura
cuando en mi moneda salga cruz
cuando el diablo pase la factura
o si alguna vez me faltas tú.

Resistiré para seguir viviendo
me volveré de hierro
para endurecer la piel
y aunque los vientos de la vida soplen fuerte
como el junco que se dobla
pero siempre sigue en pie.

Resistiré para seguir viviendo
soportaré
los golpes y jamás me rendiré
y aunque los sueños se me rompan en pedazos
resistiré, resistiré.




Ademas me doy cuenta que inefable es la vida y tambien mi oido, nunca le habia prestado atencion a la letra de este tema, hasta que lo escuche cantado magistralmente por "el negro" Horacio Fontova

lunes, 10 de septiembre de 2007

La memoria del olvido


Somos nuestra memoria, somos ese quimérico museo de formas inconstantes, ese montón de espejos rotos. J.L.Borges




Mario volvió de Villa Gesell de un viaje que le regalamos entre unos amigos, hacia treinta años que él no retornaba ha dicho lugar, emocionado dice:

- Negro, no te das una idea de lo lindo que estaba, pude comprobar que la frase de Galeano es cierta, no me entraba todo el mar en los ojos, no sé como agradecerles.

Sus ojos sensibles dejaban entrever la emoción a través de las lagrimas, entonces le pregunto que le sucedía hace silencio para después decirme

-Vos sabés, la última vez que fui con mis padres, tenia unos diez años, de ellos solo recuerdo los abrazos de mi padre, la suavidad de las manos de mi madre, el sonido de su voz, pensé que al tocar el agua o sentir la brisa del mar volverían a mi todas aquellas imágenes, pero no hermano, fue inútil me di cuenta que la memoria forma parte del olvido.

Al observarlo me doy cuenta de mis limitaciones cuando un problema me supera, él a los diez años fue perdiendo la vista hasta quedar ciego, a pesar de eso conserva el humor, muchas veces al encontrarlo en la calle, cuando lo llamo, se da vuelta y me dice - Uh!! Disculpa no te vi, es que estoy siguiendo a esa rubia que me vuelve loco.

La memoria tiene la virtud de jugarnos una mala pasada, para transformar los recuerdos más brillantes, en simples nebulosas y así cambiar su forma, su tamaño.

Mientras me sigue hablando pienso en el porque de su agradecimiento para con nosotros…cuando termina de hablar le transmito mi inquietud.

-¡¿Cómo porqué?! Ustedes tuvieron suficiente memoria para acordarse de mí.

Sonrío con el alma y lo imagino respirando el mar, atrapando vientos, arrinconando paisajes que solo él puede ver.

Atrapando para siempre el sonido susurrante del mar dentro de sus mares interiores.

Dichoso, me digo…quien pudiera!





sábado, 1 de septiembre de 2007

Elogio de la desmesura

LAS PINTURAS SON DE CARAVAGGIO



Este blog tuvo una transformación, en realidad era una pagina en la cual íbamos a transmitir música Argentina, (lo hacemos) pero por distintos motivos termino en esto que no es para nada lo pensado, como ustedes habrán notado soy un asiduo lector, pero un pésimo escritor por ponerle un nombre a lo cual nunca pretendí llegar, pero note que eso de escribir era una descarga para mi, no se asusten que no pienso dedicarme a esto. Bueno el hecho es que todo lo escrito, según mis amigos, es muy deprimente y yo creo tienen razón, pero me fui por las ramas, sucedió lo inesperado hay lugares (blogs) en donde me siento cómodo y a la vez maravillado, muchos de ellos están linkeados.

Entre ellos están: aigumel una flor de miel muy reflexiva

Abril que con sus post movilizo muchos recuerdos

Federico Antin una enciclopedia del jazz Argentino y también de otros lares

Otro Abril una mina súper sensible

Karina la filosofa, pero en serio

Y hay más pero me quiero ocupar de dos personas, una de ellas Laly con ella existia una empatia muy peculiar, pero su blog desapareció, se perdió.

La otra persona es Mar, que tenia dos blogs dignos de toda fascinación, uno se llamaba ELOGIO DE LA DESMESURA si bien este no era mi predilecto tenia unos poemas que rayaban con la excelencia y un gusto exquisito, debo de confesar que muchas de las ideas para armar mi blog las tome de ahí, no textos, porque jamás podría escribir así.

El otro, su dirección era lacelebraciondelarte.blogspot.com y su titulo era o es LA GALERIA, con este blog pude apreciar pinturas, quiero decir obras de arte de casi todos los pintores famosos, incluso homenajes a Piazzolla emocionantes, solía estar horas mirando las pinturas, en realidad me servían para relajarme, pero de repente un día Mar nos comunica a sus lectores que no puede seguir escribiendo por un problema de salud, hasta ahí todo estaba mas o menos bien, ahora dichos blogs no se encuentran mas y entonces que sucede con nosotros, nos quedamos en la nada, porque uno cuando entra a una pagina repetidas veces es la resultante de muchos puntos de afinidad con lo leído, por consecuencia uno le toma cariño a la pagina y pasa a ser parte de uno, una parte pequeña, minúscula, ínfima si quieren, pero de uno. Esta bien, se que en la vida todo se termina, pero esto es algo que vendría a significar algo mas que simples palabras, son momentos, tiempos de la vida de uno, que pienso no merecen terminar así, abruptamente.

Se que a Mar no le gustaban los elogios desmesurados, pero era muy bueno lo suyo.

Las palabras son del viento y de quien las toma.

No quisiera pensar que Internet es simplemente eso una eternidad fugaz

Por ultimo pongo nuevamente este link, con una pequeña esperanza.

Buenas noches.


Ausencia

Habré de levantar la vasta vida
que aún ahora es tu espejo:
cada mañana habré de reconstruirla.
Desde que te alejaste,
cuántos lugares se han tornado vanos
y sin sentido, iguales
a luces en el día.
Tardes que fueron nicho de tu imagen,
músicas en que siempre me aguardabas,
palabras de aquel tiempo,
yo tendré que quebrarlas con mis manos.
¿En qué hondonada esconderé mi alma
para que no vea tu ausencia
que como un sol terrible, sin ocaso,
brilla definitiva y despiadada?
Tu ausencia me rodea
como la cuerda a la garganta,
el mar al que se hunde.


El tema "Bachata rosa" esta puesto simplemente porque la voz de Vanina gonzalez, es extremadamente dulce.

lunes, 27 de agosto de 2007

Poema 8

"La música cubre todos los recuerdos" Gustavo "cuchi" Leguizamon



Allá por el siglo pasado, mas precisamente por año 1982, fui a un recital de Enrique Llopis y en el mismo participaba Hamlen lima Quitana, donde recito en un espectáculo inolvidable para mi joven alma, hoy revisando viejos long plays, ¿los recuerdan? Encontré el de Llopis , autografiado, provocando una catarata de recuerdos, entre ellos este poema de Quintana:

Poema 8 (despues cambio de nobre por "el dialogo")


Ella le pregunto: ¿donde van los pájaros
cuando mueren?
El se paso la mano por la frente,
respiro con el aire a media voz y le dijo:
He perdido mi memoria de pájaro.
Ella le pregunto entonces: Somos nosotros
quienes hacemos nuestras sombras
o son las sobras las que nos inventan?
El apoyo la mano sobre el hombro,
contuvo el corazón, velo los ojos y le dijo:
Todo esta muy oscuro. No puedo ver si regresamos
o estamos avanzando.
¿Donde iremos por fin -pregunto ella-
cuando solo podamos amarnos con recuerdos?
El entonces se transformo en un pájaro
y se largo a volar
mientras ella lo seguía como sombra de pájaro.



En siguiente video se encuentran Hamlet Lima Quitana y Enrique Llopis, en cancion para carlos alonso





En este video esta Mercedes Sosa en el teatro Colon, interpretando una cancion de Quitana:


Zamba para no Morir





Romperá la tarde mi voz

hasta el eco de ayer.

Voy quedándome solo al final,

muerto de sed, harto de andar.

Pero sigo creciendo en el sol,

vivo.

Era el tiempo viejo la flor,

la madera frutal.

Luego el hacha se puso a golpear,

verse caer, sólo rodar.

Pero el árbol reverdecerá

nuevo.

Al quemarse en el cielo la luz del día

me voy.

Con el cuero asombrado me iré,

ronco al gritar que volveré

repartido en el aire a cantar,

siempre.

Mi razón no pide piedad,

se dispone a partir.

No me asusta la muerte ritual,

sólo dormir, verme borrar.

Una historia me recordará

siempre.

Veo el campo, el fruto, la miel

y estas ganas de amar.

No me puede el olvido vencer,

hoy como ayer, siempre llegar.

En el hijo se puede volver

nuevo.



Biografia Hamlet lima Quitana

martes, 21 de agosto de 2007

Las cosas que vienen me recuerdan a ti






Heraclito dijo "nadie baja dos veces al mismo río"

Julio 2005

El taxi me lleva al centro de la ciudad, en el bolsillo del pantalón tengo algo de dinero, un papel con la dirección de su casa, su numero de teléfono y su nombre Cecilia …

Cecilia... como dice Kiefer, nombre con olor a arrayan y tibieza de felpa.

No se nada de ella, ni conozco su rostro.Mi ansiedad y mis nervios son más veloces que esta tortuga de cuatro ruedas.

Pienso si le caere en gracia y más aún comienzo a cuestionarme si esto de conocer personas por una línea telefónica está bien, es extraño este sistema perteneciente al mundo del revés, en donde uno se conoce a lo largo de extensas charlas, y al cabo de unos días, ver físicamente aquella voz a la cual se atrevió a confesar cosas que ni siquiera a la persona más cercana le contaría. Pero ha llegado el momento en que los castillos y los príncipes o princesas se erigen hasta lo más alto de la torre Eiffel o se caen como un ciego por el hueco de un ascensor. En esa circunstancia me encuentro en la puerta del edificio de su departamento a punto de apretar el botón del 3º D, como no podía ser de otra manera, mis nervios en este momento son de papel, estoy estirando el brazo cuando escucho una voz que me pregunta por una calle que desconozco y por un segundo pienso en salir corriendo y desintegrarme en el aire como el transbordador Columbia. Pero, un viaje de 500 kilómetros merecen su recompensa, así que toco el timbre del portero, y deseo fervientemente que nadie me atienda, silencio… toco nuevamente, silencio…toco tres veces en forma continua, nada… pienso si no seré victima de un chiste de mal gusto, pero miro la dirección y es correcta.

En la vereda de enfrente hay un locutorio, me cruzo y llamo el teléfono que suena y resuena infinitas veces…

Me acabo de convencer soy un idiota al cuadrado, eso es lo bueno de recorrer grandes distancias, los premios son abultados (imagino).Vuelvo al edificio toco nuevamente el timbre del portero, cada vez que oprimo pareciera que mi mano aparecerá en el departamento de al lado, mi adrenalina crece con cada timbrazo y empiezo a insultar como si ella me escuchase, mi tono es cada vez mas exasperado cuando estoy a punto de culminar mi obra maestra del insulto… escucho una voz que dice ¿ quién es ( miro a mi alrededor no hay nadie) y otra vez un quien es, lejano, cercano, que acaricia…

Todo mi ser queda estupefacto al darme cuenta que dicha voz provenía del portero eléctrico .Es ella... por unos segundos me quedo inmóvil, callado hasta que reacciono y le respondo .Digo quien soy e inmediatamente me contesta que enseguida baja.

Estoy a punto de saber si todo aquel tiempo de conversaciones interminables, con esa voz sin rostro, con ese alma abierta ante alguien también desconocido por ella, fue en vano, ya no me importa si es linda o fea, porque estoy seguro que fuimos sinceros, solo quiero saber si todo esto es simplemente algo platónico, quiero comprobar que los sueños también se pueden vivir.

Los nervios me consumen, si tuviese cigarrillos los devoraría, excepto por un pequeño detalle nunca fume, se abre la puerta del ascensor, bajan tres mujeres, ¡justo ahora! ¿Cual será?

La rubia descartada, me dijo que no lo era, pero de las dos morochas, cual será? , Las dos siguen de largo. Enfoco mi vista en la puerta del ascensor, entonces siento que me tocan el hombro, una morocha sonriente:


_ Hola, por fin nos conocemos! No caben dudas es ella.


_ Hola, siento la irrefrenable necesidad de ir a comprar un diccionario, y que de ese modo aparezcan las palabras, disculpa es que estaba mirando….


_ No discúlpame vos, primero quería despedir a mis amigas, nuestras miradas se cruzan por primera vez y nuestros pensamientos también, diálogos sin palabras.


_ Que te parece si vamos a comer, pero decime vos donde podemos ir, yo no conozco nada por acá, cuando uno no sabe que decir lo mejor es comer.


Caminamos en la noche, que acomodo todas sus estrellas estratégicamente, junto con la luna para que la escena fuese propicia. Me parece atractiva, pero mas atractivo es este momento mágico, casi increíble y de repente la noche se lleno de palabras, diálogos, risas de placer, pasamos junto a un cartel de publicidad en donde una pareja caminaba bajo la luz lunar, alegórico afiche callejero, ¿es que habremos saltado desde su interior, para dejar de ser simples figuras decorativas y por un momento definitivo, tentarnos como Eva y Adán huyendo del paraíso.

El umbral del restaurante nos devora, con un ambiente de luz tenue, en donde la guitarra de la Valentino Jazz Bazar se entremezcla con el aroma que se desprende desde la boca de un Cabernet-merlot, que desinhibe serenamente miradas que piden piel. El vino cae en la copa, que se torna roja, como la sangre que fluye vertiginosamente en nuestros cuerpos, sístole y diástole a punto de colapsar, sus labios que encienden el fuego, se posan en la fina copa, brindando calma a tanta sed, mientras pronuncian palabras que no entiendo, entretanto Cortazar insistía a mis oídos “algo habla entre sus dedos, lenguas dulces lamen la húmeda palma, corren por las falanges, y arriba está la noche llena de ojos.”.

Solos, cenando, sin techos ni paredes que nos detengan.

Solos… mientras el metre y el gerente se desintegran, nuestra mesa queda suspendida en el aire y hablamos hasta quedar exhaustos, luego con la última cereza, vino el último sorbo de champagne mezclado en nuestras bocas, como debe ser un beso.

Mi reloj me señala que solo me quedan cuatro horas para que esta noche llegue a su fin.

Sus agujas marchan firmes hacia un futuro que no se si existe, pero por primera vez en mi vida solo existirá el presente.

Nos fuimos caminando hacia su departamento, al llegar un silencio nos persiguió hasta su habitación.

Las cortinas de su ventana danzan levemente, sin querer perturbar, debajo de nuestros cuerpos el mundo gira cruel, un anciano se deja morir en busca de su compañera, que lo espera, alguien dice “no te amo mas, me voy” sabanas frías, un nuevo llanto surge al mundo.

Pero que importa si el planeta explota.

Sentí como nunca había sentido.

El origen de mi cuerpo terminaba en su razón de ser mujer, solo tenía sentido ser hombre para gozarla, para que bebiera de mí y yo de ella en un ritual sagrado, que me conectaba con el mar, con los cielos y con su alma que penetro en mí.

No hubo despedida solo un hasta luego, uno no se despide de lo que lleva adentro… y otra vez Julio susurrando en mis oídos “Ya están vestidos, ya se van por la calle. Y es sólo entonces cuando están muertos, cuando están vestidos, que la ciudad los recupera hipócrita y les impone los deberes cotidianos”.
Solo se que jamás volveremos a ser las mismas personas y es por eso nadie baja dos veces al mismo río.



jueves, 16 de agosto de 2007

Aprendiendo, ¿Jorge Luis borges?

APRENDIENDO nuevo post


Continuando con la entrada anterior, sobre el supuesto poema de borges: Aprediendo.

Les propongo lo siguiente, si tienen dos horas y media libres miren estos dos videos, de reportajes en el programa "A fondo" por Joaquín Soler Serramo a Jorge Luis Borges en el 1976 para Televisión Española.








El segundo realizado en 1980 para el mismo programa.






Ahora cuando terminen de escuchar ambos reportajes, reflexionen ¿Borges pudo haber escrito esto, Que se llama "aprendiendo"?






"Después de un tiempo, uno aprende la sutil diferencia entre sostener una
mano y encadenar un alma.

Y uno aprende que el AMOR no significa acostarse.

Y que una compañía no significa seguridad, y uno empieza a aprender ....

Que los besos no son contratos y los regalos no son promesas, y uno empieza
a aceptar sus derrotas con la cabeza alta y los ojos abiertos, y uno aprende
a construir todos sus caminos en el hoy, porque el terreno del mañana es
demasiado inseguro para planes ... y los futuros tienen su forma de caerse
por la mitad.

Y después de un tiempo uno aprende que, si es demasiado, hasta el calor del
Sol puede quemar. bla, bla, bla, bla, bla, parece una propaganda de bronceador, pero ordinaria.





Y bueno disculpen pero lo corte, es una porqueria eso jamas lo pudo haber escrito Borges



Perdón por la desilusión. Perdon por la desilusion. Perdon Borges

domingo, 12 de agosto de 2007

Jorge luis borges , ¿Aprendiendo?





APRENDIENDO nuevo post



Hace unos días un amigo me envió a mi mail un power point (creo se escribe así) donde aparecen pinturas de Van gogh, música de Piazzolla y supuestamente un poema de Borges llamado Aprendiendo
que en realidad parece mas sacado de un libro de autoayuda, mediocre y de pocas aspiraciones.

Pero hay un poema que tambien le endilgan a Borges y quizas perteneceria a Nadine Stair (existira?) que se llama Intantes, mientras que el de Borges se llama El intante, comparen y vean, como diria un vendedor de bazar.




EL INSTANTE
¿Dónde estarán los siglos, dónde el sueño
de espadas que los tártaros soñaron,
dónde los fuertes muros que allanaron,
dónde el Árbol de Adán y el otro Leño?
El presente está solo. La memoria
erige el tiempo. Sucesión y engaño
es la rutina del reloj. El año
no es menos vano que la vana historia.
Entre el alba y la noche hay un abismo
de agonías, de luces, de cuidados;
el rostro que se mira en los gastados
espejos de la noche no es el mismo.
El hoy fugaz es tenue y es eterno;
otro Cielo no esperes, ni otro Infierno.
Jorge Luis Borges, 1964





Instantes:

Si pudiera vivir nuevamente mi vida.

En la próxima, trataría de cometer mas errores.

No intentaría ser tan perfecto, me relajaría mas.

Sería mas tonto de lo que he sido,

de hecho tomaría muy pocas cosas con seriedad.



Sería menos higiénico, correría mas riesgos.

Haría mas viajes, contemplaría mas atardeceres,

subiría mas montañas, nadaría mas ríos.



Iría a mas lugares donde nunca he ido,

comería mas helados y menos habas.

Tendría mas problemas reales y menos imaginarios.



Yo fui una de esas personas que vivió sensata y prolíficamente

cada minuto de su vida.

Claro que tuve momentos de alegría, pero si pudiese volver atrás,

trataría de tener solamente buenos momentos.



Por si no lo saben, de eso está hecha la vida, solo de momentos.

No te pierdas el ahora.

Yo era uno de esos que nunca iba a ninguna parte, sin un termómetro,

una bolsa de agua caliente, un paraguas y un paracaídas.

Si pudiese volver a vivir, viajaría mas liviano.



Si pudiera volver a vivir, comenzaría a andar descalzo a principios de la primavera y seguirá así hasta concluir el otoño.

Daría mas vueltas en calesita, contemplaría mas amaneceres y jugaría con niños.

Si tuviera otra vez la vida por delante.

Pero ya ven, tengo 85 años y sé que me estoy muriendo.




Seguramente seguirán apareciendo otros poemas, que se adjudicaran a Borges, pero de algo estoy seguro, Aprendiendo no es de Borges, y si lo es el siguiente poema popular también lo es: "en el cielo las estrellas, en el campo las espinas y en el medio de mi pecho la república Argentina"

lunes, 6 de agosto de 2007

Idea Vilariño _ Cartas III






Elegi este poema porque me gusta, nada mas, pero no se si alguna vez te sucedio algo así.




Querido

no te olvides

de que te espero siempre

cada noche te espero

estoy aqui

no duermo

no hago nada sino eso

te espero.

Da la una.

Cierro entonces la puerta

el amor

la esperanza

y en la sombra

en la noche

con los ojos desiertos

miro sin ver

sin quejas

sin pena

la pared.

Duramente la miro

hasta que viene el sueño.


viernes, 27 de julio de 2007

Justicia, divina





"Nací en medio de la civilización y la acepté con toda naturalidad:¿qué otra cosa podía hacer? - H. Miller"





Daniel, me invito a tomar unos mates a su negocio.Nos hicimos amigos hace un par de años, pero esta es la primera vez que voy a su lugar de trabajo, él tiene un comercio en la ciudad de Moreno, en un barrio donde la gente, todavía, tiene un buen pasar.
Decido ir caminando, pues en los últimos veinte años casi no hice ejercicio. Unas cuadras antes de llegar veo en una esquina un tumulto, eran todos chicos jóvenes formando un circulo, gritando y riéndose de una forma llamativa. Me aproximo, veo que en el medio hay dos perros prendidos de sus genitales, los jóvenes impulsivamente trataban de separarlos. Mitad risa, mitad desesperación.
Imaginé a las bestias dentro de un pozo, espantados pero a la vez entregados a su suerte.
Un acto de poderío y dominación, en el que se inmiscuía el ser humano.
¿Ser humano? ¿Ser racional? ¿Ser? ¿Todavía somos?
Trato de disuadirlos, pero me doy cuenta de lo inútil que resultaba mi pedido y decido marcharme, no quiero pensar demasiado…
Me resuena las palabras… exclusión social? Extinción social!...

Daniel me espera con un mate de manos calientes y eso no se paga con nada, al llegar comenzamos a charlar de nuestras cosas, bizcochitos de por medio, en ese preciso momento entra una niña de unos once años, agitada como si hubiese corrido, casi sin aliento, al verla de ese modo Daniel le dice:

_ ¿Mora, que te pasa, estas agitada?

_ Si vine corriendo, responde con su voz entrecortada.

_ ¡¡Desde tu casa!!, le dice asombrado, y me comenta que la niña vive a cuatro cuadras

_ Vine apurada porque tengo miedo, responde con los ojos casi rojos, apunto de estallar en lágrimas.

_ ¿De qué linda? asombrado por la respuesta se aproxima y le pasa su mano por la cabeza. ¿Te paso algo?

_ No, pero tengo miedo que me agarre un hombre, me haga algo, y se entrecorta su voz y rompe en llantos desconsoladamente.

La sensación, percibo, es que a todos los que estamos presentes nos ocurre lo mismo, el silencio es profundo y nosotros vemos como nos tira tierra, desde arriba, un personaje diabólico, sonriente, que es la realidad, cuando vemos en el noticiero que un individuo que cometió varias violaciones, lo dejan en libertad condicional por buena conducta y al salir viola a diecisiete niñas mas, entonces me pregunto ¿dónde está la justicia? .Ni siquiera hablo de la justicia de los Tribunales , hablo de algo más profundo, más sagrado, algo que nos lleve a proteger y que nadie cruce el portal que nos convierte en bestias.

Mora volvió a su casa, la acompañamos, nos sonrió tímidamente porque se sintió protegida, pero nosotros nos quedamos atrapados en lo profundo de nuestro ser, apedreados por una realidad cruel. Pienso en los perros, en los purretes, en las bestias entre maravillados y espantados por el espectáculo dantesco, en Mora y sus fantasmas y yo girando, girando tratando de encontrar el sentido a algo en medio de tantos sinsentidos…



GEORGIA LEE TOM WAITS . KATHLEEN BRENNAN
LETRA EN ESPAÑOL ROXANA AMED . PEDRO AZNAR

Fría la noche como duro el pisar
la encontraron bajo un árbol aquí atrás
en un desolado y oscuro lugar.
Es tan niña para andar por ahí

¿Y Dios… no miraba?
¿Por qué no escuchaba?
¿Por qué Dios no estaba para Georgia Lee?

Su madre entre brumas
no alcanzó a hacerla estudiar
Hice todo lo que se puede hacer
y ella sólo buscaba del mundo escapar qué difícil criarla feliz





lunes, 23 de julio de 2007

Creer










Perdón Nelida por incluirte en esta página, que hasta ahora solo hablo de la muerte, gracias por prestarme esta letra, que por supuesto ya me la robe. (La culpable es Oli)



Creer
en cada paso,
a cada sed de cada día.
Creer, no sólo es pan de la poesía,
es comprender y estar de vuelta de esperar
que vengan a ofrecer
la libertad, que es un derecho eterno,
es como el sí a cada nuevo intento
de sacudir temores de sentir que duelen de raíz.
Es redimir, es aceptar cambiarse de lugar.

Creer
es como un grito del amor
que se aventura sin temor, como la noche hacia la luz

Es la fuerza de noquear cada fracaso,
es el coraje de insistir.
Creer, no es resignar ni conceder la fe.
Es como alzar las ganas que se animan a querer…

Creer
en cada paso,
a cada fe, no es inocencia.
Creer, no es soportar ni estar de olvido,
aún sin alcohol, ausente y gris tras lo que fue,
con miedo de seguir…
Es ser feliz por un derecho eterno
de ser así, como ave de un invierno,
al desafiar el riesgo de volar al próximo pinar
aún sin partir, de este lugar que espera un más acá.

Creer
no es un romántico fulgor
es casi amigo del dolor y lo trasciende hasta sin Dios.

Es la magia de crear cada mañana,
es resistir hasta confiar.
Creer, no es resignar ni conceder la fe.
Es como alzar la rosa que perfuma hasta morir…

Y volver a vivir




Letra: Nélida Puig
Música: Liliana Vinelli





jueves, 19 de julio de 2007

Angel




Jorge Luis Borges: "Yo diría que el amor no puede prescindir de la amistad. Si el amor prescinde de la amistad es una forma de locura. Una especie de frenesí, un error en suma. Que en la amistad haya algún elemento del amor puede ser; pero son dos cosas diferentes. El amor exige pruebas sobrenaturales, uno querría que la persona que está enamorada o enamorado de uno le diera pruebas milagrosas de ese amor. En cambio la amistad no necesita de pruebas."





Hace mucho frio, camino por la vereda donde el sol tiene mas fuerza, a pesar de mi preferencia del invierno por sobre el verano, tengo que reconocer que este año lo sufrí demasiado, iba mirando vidrieras cuando escucho: ¡¡perro de mierda!! Me doy vuelta y veo a un linyera o un vagabundo, como quieran llamarlo, cuando le pega una patada a un perro abandonado y sarnoso que pretendía robarle la comida, es raro ver a una persona peleando con un animal, por comida.
Que habrá sido de su vida en otros tiempos, si es como dicen los budista, para que haya transmigrado a este presente miserable, ¿será fruto de un pasado sórdido? ¿Eso es el Karma?

Al llegar a mi casa suena el teléfono, atiendo es Sara, una amiga, dice que la señora Alegre había fallecido, inmediatamente se cruza por mi cabeza la imagen de Ángel, siempre me pregunte que iba ocurrir con él cuando su madre muriese, bueno ha llegado el momento, salgo corriendo hacia su casa, al llegar la encuentro a Sara llorando y a Angel en su habitación mirando televisión, me aproximo y le pregunto:
-¿Cómo estas?, fue lo único que atine decir.
-¡Hola! Me saluda Ángel y sigue mirando su programa favorito,” El Chavo del ocho” ¿Viste que mala es Doña Florinda?
-¿Querés tomar la leche? le pregunto
-Bueno pero ¡con pan y manteca!

Voy a la cocina pensando, como explicarle lo ocurrido, pero no se si me va ha entender, sucede que angel tiene 43 años y es deficiente mental, él vivía solo con su madre, no tiene parientes, ningún tío o primo que se haga cargo de él.
Pienso en llevarlo a mi casa, pero mi espacio y fundamentalmente mí tiempo me juegan una mala pasada. Siento como si quisiera quitarme culpas de encima, su madre siempre me dijo que me quería como al hijo mayor que nunca tuvo.
Mi cabeza gira en pensamientos, el peso de aquella frase cae sobre mí, no encuentro nada, ni leche, ni galletitas, nada. Salgo a comprar algo para darle, ¿es raro no me quiso acompañar? Siempre iba conmigo al kiosco y terminaba pidiéndome golosinas, recuerdo que Alegre, paradoja de la vida semejante nombre para una persona tan sufrida, me retaba porque el no podía comer golosinas y yo a escondidas se las hacia comer, ¿se habrá dado cuenta?
Al regresar, Sara me comenta que no lo escucho decir una sola palabra sobre su madre. Le preparo la merienda, se la apoyo sobre la mesa de luz y me siento a su lado, busco palabras pero no las hay, ¿porque será que en estos casos nunca hay palabras? Y tampoco respuestas a todas la preguntas. Pienso en Ángel sin su madre, sin su norte, sin su razón dentro de la sin razón
Todo es demasiado cruel…
Apago el televisor, se quedo dormido sin tomar un solo sorbo de su merienda predilecta, algo me dice que ya lo sabe. Me siento discapacitado por no saber como llegar a él.
Voy al encuentro de Sara, me dice que ella tiene un cuarto vació en su casa y pretende que mientras decidamos algo llevarlo para que vivía allí. En este momento siento que mi karma es ser como aquel perro sarnoso, al cual la vida lo patea en lo más profundo
Apenas sonrió y miro para otro lado, como esperando que todo vuelva a su cauce…incrédulamente triste, tristemente incrédulo…

viernes, 13 de julio de 2007

Fotos






ERNESTO SABATO dice: La vida son fotografias…



Un dia especial

Ayer, en Argentina, mas precisamente en Buenos Aires ocurrió un hecho excepcional, para nosotros diria:unico, algo que sucede muy esporádicamente,¡¡nevó!!. En una ciudad donde la humedad es la “reina del plata”, fue toda una noticia, la gente estaba feliz, familias enteras realizaron muñecos de nieve, era extraño ver a miles de personas alrededor del obelisco tirándose bolas de nieve.
Sin embargo me llamo la atención que todo el mundo se sacaba fotos incluyéndome, con cámaras de distinto tipo, entonces recordé al ver el mar de flashes, el viaje realizado por Cecilia, la madre de mi hijo Tom, a Bolivia. Me contaba que quiso tomarle unas fotos a una mujer y esta no quería, porque según su creencia, si ella accedía a su requisitoria, parte de su espíritu se iba con dicha foto.
Viendo la diferencia de tradiciones, comencé a cuestionarme cual era el sentido de retratarse, para que, porque nosotros cuando somos fotografiados, lo realizamos en un momento de plena armonía, de felicidad, seguramente queriendo plasmar la unión de sentimientos encontrados, podríamos decir, que estamos entregando lo mejor de nuestro espíritu al servicio de aquella foto que tal vez formara parte del álbum familiar o no y estoy seguro debe ser así, porque de hecho no recuerdo tener en mi álbum familiar, la imagen del tío mas querido mientras lo están velando. Y entonces me pregunto a ¿donde irán aparar todos estos recuerdos, todas estas entregas de afecto cuando nosotros, nuestros hijos y nietos no estemos mas en este mundo? ¿A un tacho de basura? ¿Las quemaran y con ello nuestra entrega habrá sido en vano?
Pero las fotos al igual que las cartas de amor, están hechas con papel que en un principio estaban en blanco y que para completarlos en ambos casos, hubo de haber deseos de afecto y un espíritu de perpetuidad. Dicho deseo en ambos casos, es efímero si lo vemos como un simple papel, lo único que sobreviven son las palabras en nuestro presente memorioso. Palabras de amor, caricias al alma eso es imposible de estrujar y de quemar a través del cualquier tiempo.
Al concluir estas letras me fui a caminar y en el camino, un tacho de residuos tirado, que era destruido por unos perros muertos de hambre, por entre la basura pude divisar un papel donde se encontraba una canción del Cuchi Leguizamon que dice así:

Cartas de amor que se queman

Manuel J. Castilla - Gustavo Leguizamon

Ay, niña, no queda nada
de todo lo que soñamos
nuestro amor son estas cartas
que están quemando mis manos.

Son como un ala de luto
volando, papel quemado
las cartas donde lloraba
este pecho enamorado.

Flor del olvido
cartas de amor,
el que las quema no sabe
que enluta su corazón.

Yo no sé por qué la pena
por tus ojos se va lejos
y no sé por qué los míos
se van dolidos con ellos.

Cartas de amor que se queman
flores negras en el viento,
le dejan al que ha querido
el corazón ceniciento.


viernes, 6 de julio de 2007

Gran hermano?

Hacia finales del siglo 20 y comienzos de este, dos individuos pretenden asaltar una estación de servicio, luego de un exitoso raid delictivo, son sorprendidos por la policía en pleno atraco y deciden tomar como rehenes a un par de empleados De inmediato se hacen presentes los medios periodísticos de todo Buenos Aires, los delincuentes exigen como condición para entregarse , que las cámaras de televisión no se retiren y la rápida presencia en el lugar del juez de turno. Mientras el tiempo transcurre y sus peticiones tardan en cumplirse, el humor de estos personajes se pone cada vez mas pesado, comienzan a efectuar disparos al aire, a la vez que apuntan con un calibre 9mm a uno de sus rehenes. La imagen por la pantalla es tan dantesca como caótica . Es la situación social de nuestro país .Estoy hablando de Argentina.

Argentina: las estadísticas dicen que 7 de cada 10 personas son asaltadas, 3 de esos 10 son asesinados.

Muchas veces creo que las cosas pueden cambiar, entonces pongo todo mi optimismo al servicio de dicho milagro. Pero cuando enciendo el televisor veo que, en un programa como el "Gran hermano famosos", aparece uno de estos individuos, Diego, que dice haberse reinsertado en la sociedad y pretende demostrarlo. En un programa que es el culto al ocio, en donde ni siquiera hay una meta, un mensaje que indique: "¡Usted debe trabajar pues de ese modo las cosas se consiguen dignamente!."

Pero en una sociedad, donde un delincuente es devenido en héroe del subdesarrollo, cualquier cosa puede suceder, como el hecho de gastar fortunas en mensajes de texto para que este personaje no se retire de la casa. Ya no se, sepan disculpar mi confusión, no se si es porque lo idolatran o es que de ese modo , estando encerrado, no puede delinquir.


Pero no presten atención, acabo de darme cuenta que ya estoy viejo, esto sucede cuando uno comienza a preocuparse por cosas que algunos jóvenes consideran bien , divertidas ..?!?.y toman como ídolo a Diego.

Ay, Argentina país de las contradicciones!

En fin…Grande Robledo Puch!!!!!!!


Acabo de finalizar este texto, me siento a mirar el televisor, pongo el canal de noticias y oh!!! , va de nuevo...

Toma de rehenes: en el balcón de un edificio se ve a un individuo revólver en mano sobre la cabeza de una mujer. Llevan 7 horas atrincherados , esto va para largo....Estoy seguro que se entregan y dentro de un tiempo, cuando salgan en libertad , participaran en Gran hermano.

Me pregunto : que piensa aquel primer rehén, cuando ve al tal Diego en la pantalla, transformado en una estrella televisiva?.


viernes, 29 de junio de 2007

Tiempo sin tiempo



18 horas, el avión despega .Se pierde en lo profundo de la noche. En los edificios se reflejan las luces de la ciudad. Los oídos me molestan: mi cabeza parece a punto de estallar. Qué cansancio atroz! , este trabajo es más que estresante.
Por suerte, este es mi último año en la empresa .Quiero tener una propia. No soporto más la cara de culo del gerente, estoy seguro que no hace el amor desde hace un siglo, pero tengo que tratar de relajarme, no puede ganarme el cansancio. Busco el libro que acabo de comprar en el hall central del aeropuerto, necesito leer, es mi cable a tierra,¿ donde esta?, la puta madre!!!, ¿me lo habré olvidado en el mostrador?, es que había tanta gente… y yo apurado, fatal combinación. Veo a la señorita del asiento contiguo sonreírse al verme insultar en voz alta, trato de poner mi mejor cara de estupido y simulo no verla , sentándome como si nada hubiera pasado y no me queda mas que mirar por la ventanilla toda esa inmensa boca negra que nos devora mientras el avión avanza. Necesito dormir y me niego a perder todo este espectáculo que se ve desde aquí arriba pero el sueño avanza ….
Lucho con los fantasmas del sueño que intentan atraparme, quiero seguir contemplando este paisaje embriagador.
Luces, más luces, la noche, las estrellas…

Se divisan pequeñas luces, unas con más luminosidad y otras a punto de extinguirse
Me aproximo, esas luces diminutas parecen ser las velas de las que me habló Sara.
Sara, la bruja del pueblo, me sonrío, porqué me acordé de ella?
Contra mi voluntad, busco incesantemente entre las diminutas luces, alguna en especial, una entre todas, frenético, pensando que si se apaga también terminará mi vida...
Estaré volviéndome loco?. De ello depende mi vida. Allá a lo lejos veo una vela pequeña a punto de apagarse, corro hacia ella y la tomo cubriéndola de la brisa que pretende acabar con mi vida, si esta se apaga mi vida también, tengo que tratar de llegar a lo de Sara. Casi no queda cera solo una leve luz, mis piernas comienzan a temblar, mi boca se seca y me agito a la vez que mis manos transpiran frio, no se si llegare…
Camino a ciegas pues para llegar al pueblo tengo que atravesar un extenso campo a oscuras,¡¡ peor no puede ser mi suerte en este día!! El viento comienza a soplar con más fuerza, camino encorvado tratando que quede un hueco entre mi cuerpo y el abrigo. La vela sigue ahí pendiendo de un hilo.
Recuerdo que antes de llegar aquí cruce una lomada, es un excelente lugar para parapetarme del viento. Me doy cuenta que por primera vez me voy encontrar con la muerte, todos sabemos que no hay forma de eludirla, ¡¡¡ soy un idiota!!! Por segundos casi quedo atrapado por una de sus caras, la resignación, se que el único modo de salir de esto es llegar a lo de Sara, ¿será ese el único modo?

Necesito un vaso de agua, mi boca esta pastosa, tengo la imperiosa necesidad de beber algo, mis palpitaciones aumentan, creo que voy a vomitar, tengo que llegar!! Dios: si tengo que morir que no sea de este modo!! Ya casi llegue, estoy ahí pero la puerta esta cerrada, la golpeo casi con desesperación y la azafata me toma del brazo, aturdido, la miro, hubiese jurado conocerla de algún otro lado.
Noto que sus labios se mueven y su mirada se incrusta en mis ojos de un modo lacerante, estoy seguro de haber percibido esa mirada en otro, es como si tuviese miles de imágenes girando a mí alrededor: avión, libro, cielo, luces, velas, una bella mujer y nuevamente las imágenes se repiten hasta el cansancio, siento que alguien me llama, es una voz como lejana , un tono que me resulta conocido , ésa persona repite mi nombre constantemente, logro abrir los ojos, veo a mi madre llorando, tomándome de un brazo y a su lado un hombre vestido de blanco que le dice:- “Quédese tranquila señora, todo esto no es mas que un severo cuadro febril, que a un niño de 8 años puede provocarle pesadillas con un alto vuelo delirante.
Escucho la frase : “vuelo delirante”…..,¡?¡?¡ No,no,no...Basta!!!




lunes, 25 de junio de 2007

Para Alba, en el lugar donde te encuentres...


Busco la flor perdida, el corazón perdido, tal vez estén contigo, en la cola del pájaro.
Que en un tiempo indescifrable se poso en mi mano.


domingo, 17 de junio de 2007

Liliana Herrero (hija del viento)





Advertencia: Si estas escuchando esta canción en algún lugar tu hogar y sientes que un viento huracanado logra ingresar por una de las ventanas, no te preocupes, si así sucediera, significa que Liliana logro entrar a tu corazón.



Confesión del viento

El viento me contó cosas que siempre llevo conmigo
me dijo que recordaba un barrilete y tres niños
que el sauce estaba muy débil, que en realidad él no quiso
que fue uno de esos días en que todo en un estropicio
Me dijo que los pichones a veces de apresurados caen al suelo indefensos
y él no consigue evitarlo
Me hablo de arenas de agosto, de carta de enamorados
del humo de las chimeneas, del fuego abrazando un árbol
Iba cargado de culpas y seguía confesando
en su lomo de distancias no cabalgaba ni un pájaro
Era un fantasma ese viento, un alma en penando
y en ese telar de angustias, tejió sus babas el diablo

El viento me confió cosas que siempre llevo conmigo
Me dijo que recordaba que en realidad él no quiso
a veces de apresurados un barrilete y tres niños
me hablo de arenas y chimeneas al piso
de cartas de enamorados, que todo es un estropicio
Era un fantasma ese viento, tejió sus babas el diablo
Iba quebrado de culpas y no consigue evitarlo
en ese telar de angustias el fuego abrazando el árbol
el sauce estaba muy débil y seguía confesando
Le pregunte por las chapas del techo de los de abajo
dijo: dijo el hombre ha de luchar para conseguir los clavos
en vez de hincarse al rezar para olvidar su quebrantos
o de sentarse a esperar regalos eleccionarios
Me sorprendió la respuesta
pero no quise atajarlo
pues cuando lleva razón
vaya, vaya quien quiere pararlo.

miércoles, 13 de junio de 2007

Estrellas fugaces



Una noche de verano cuando era niño, estábamos con mi padre sentados en el umbral de nuestro hogar, conversando, cuando comenzamos a observar las estrellas (¿ recuerdan a que edad vieron por primera vez las estrellas?)

Mi padre: -¿Viste cómo brillan las estrellas?.
Yo: - Sí ¿y porqué brillan?
Mi padre:- Se supone que son soles.
Yo:- ¡Soles!
Mi padre:- Aquella que ves allá (señalando el lucero) es mía.
Yo: -Y la mía es aquella (señalando la más próxima al lucero)

Poco tiempo después mí padre fallecía, dejándome una rara sensación. En aquél momento que me lo comunicaron, sentí que el cielo se alejaba definitivamente de la tierra y las estrellas salían despedidas aún más lejanas de mi alcance.
Mucho tiempo después me di cuenta que aquella vez había experimentado una sensación de distancia infinita ¿y qué es el infinito?
Y que es el infinito, sino una relación de tiempo y espacio, si lo imaginamos como una línea en donde de un lado se ubica el pasado, del que podemos asegurar su infinitud y en un momento determinado se va encontrar en un punto, que bien podría ser éste en el que estoy escribiendo, que seria el presente, y mas allá nos encontramos con el futuro que seria la eternidad.

Cierta noche estaba durmiendo y en medio de la noche abrí los ojos y la oscuridad era tal, que imaginé que aquella era el infinito, un lugar de donde no sabe el origen, pero tampoco se sabe hacia donde vamos.

Alguien me dijo que todo es un continuo presente…